Parece que la gente se cansa de los famosos de pacotilla y de esos que viven de una imagen, saltándose a la torera (y nunca mejor dicho en muchos casos) las leyes y unas mínimas normas de ciudadanía. Lo se, estoy últimamente un poco critico con todo, lo mejor con estas cosas es reírse, aunque es un poco cruel reírse de que le peguen y encarcelen a alguien. Yurena y Margarita Seisdedos son agredidas en la Gran Via madrileñaEl bailaor Farruquito ingresa en la prisión de Sevilla II