twitter

Pues sí. Desde este fin de semana en el que hablé tanto de Twitter, a favor como en contra, llevo coqueteando con la idea de abrirme definitivamente una cuenta. Y pensaba que esto no era para mí, que no lo veo claro todavía. Pero cada vez oigo a más gente que se anima y leyendo el último post de Marta-Marmota me he dicho ¡qué diablos!. Habrá que probarlo, ¿no?. Así que os animo a todos a que, por lo menos, lo probéis. Yo voy a ir siguiendo a personas bastante más interesantes que yo, a ver si así aprendo algo. Hay una incesante ebullición de pensamientos ahí fuera, y yo no quiero perdérmelos.

Por cierto, me podréis seguir en esta pantallita de la derecha.