Durante más de 24 horas mi querido servidor se ido al quinto cielo, así que los que hayáis intentado acceder últimamente habréis tenido algún que otro problema. Lo siento.

De todas formas, y por más que esto pueda ser el prólogo de una serie de descalificaciones al personal de mi servidor (que, para más señas, es awardspace) tengo que decir que se han portado muy bien, sobre todo teniendo en cuenta que es gratis. En los foros se ha respirado un poco de tensión, pero me congratula comprobar que hay gente profesional que saben trabajar cuando hay algún problema sobrevenido (el primero en toda la vida del blog) y con bastante educación. Incluso os animo, si queréis alojar vuestro espacio, a que lo intentéis con este. Merece la pena, problemas aparte.